jueves, 17 de enero de 2013

Las familias de intercambio

(Sobre Switched at birth y The Lying game - SIN SPOILERS)

Cuando uno se adentra a las series norteamericanas, lo primero que tiene que aprender es que su emisión es todo un mundo. Lo normal son los parones en Navidades, pero también puede suceder que haya series que tenga una emisión intermitente e, incluso, otras que pensadas principalmente para verano, han visto como su éxito las ha lanzado a la gran liga de invierno, bien con su segunda parte de temporada o bien con una nueva. Este año son cuatro las que viven esto: Switched at Birth, The Lying Game, Suits y Bunheads. Aprovechando precisamente esta circunstancia y que ya han vuelto y han emitido dos capítulos, voy a hablaros de las dos primeras en este post, porque creo que se les da poca importancia y son dos de las series que más disfruto actualmente.

De Switched at birth, hablé de su piloto, pero no la había vuelto a mencionar y he de confesar que aunque sigue habiendo tópicos por ahí pululando, sigue siendo un drama muy convincente. Han sabido buscar su propia idiosincrasia a través de la sordera de los protagonistas, saben muy bien introducir tramas en las que la sordera está presente como las dificultades de Daphne trabajando en una cocina o las bromas que se hacen entre las personas sordas en relación a los oyentes cuando no les entienden, pero sin ser especialmente sensibleras ni nada por el estilo. Han sabido construir una gran familia; en su conjunto es muy adorable y entrañable y es difícil no cogerles cariño. Todos con sus imperfecciones se complementan.. Quizás el único que me molesta un poco su presencia es Angelo, el padre biológico de Bay, principalmente porque sus tramas han sido bastante aburridas y la de esta segunda temporada veremos si consigue reconciliarme con él. El resto y principalmente los jóvenes que son los que llevan el peso de las tramas, me caen muy bien. Todo ello lo han ido logrando poco a poco con una primera temporada muy larga para lo que estamos acostumbrados (llegaron a los 30 capítulos) y con una segunda que apunta a ir por el mismo camino, así que por mí podían haber seguido con la enumeración y haber tenido una temporada extremadamente larga. En definitiva, un drama adolescente muy sólido con personajes muy carismáticos y encantadores.
La segunda, The Lying Game, sé que es más difícil de vender, porque entra en un género que despierta muchos prejuicios, pero el nivel de entretenimiento es máximo. De ella, hablé para evaluar su primera temporada con spoilers. A diferencia de otras series de su género, la gran baza de esta serie es que han sabido engordar el misterio base de la serie, sin perder la identidad del mismo y logrando a través de las pequeñas pistas que dan no perder el rumbo. Por tanto, han jugado muy bien con los elementos para no resultar repetitivos (e, incluso, sacados de la manga en muchos casos) a diferencia por ejemplo de Pretty Little Liars (que por cierto aún dudo de si escribir de su vuelta ya que no me ha aportado nada). Vale que una sólo lleva una temporada y la otra cuatro, pero en aquello que se puede comparar las zorrupias salen perdiendo porque el misterio de saber quién es A con sus pistas y demás ya no tiene ningún atractivo y nadie se lo cree ya. Veremos si The Lying Game consigue mantenerlo, eso también es cierto, pero de momento estos dos capítulos siguen muy bien engordando el misterio, pero sin perder el rumbo. Por lo demás, tiene todos los elementos de este tipo de series. Gente guapa, líos amorosos, rencillas, celos y demás. 

De momento, la vuelta de ambas series me han convencido mucho y son dos series que consiguen que los 40 minutos se me pasen volando. Son, dentro de sus géneros, muy divertidas y amenas que es justo lo que les pido a este tipo de series.


2 comentarios:

therwis dijo...

El maravilloso mundo de las series de la ABC Family. Me fascinan y mira que son malas.

Switched at birth me encanta, igual es por el tema de la sordera que parece que no está muy visto en las series pero The lying game no sé por qué la sigo viendo. Cada capítulo que veo me aburre más y más y las tramas "misteriosas" cada vez me interesan menos.

Pero claro, la voy a seguir viendo, como siempre xD

LiPooh dijo...

Yo confieso que estoy muy enganchada tanto a ese canal como CW. Como decía en el post, a mí ambas me gustan, pero sí es cierto que The Lying Game tiene en su contra que puede liar demasiado las tramas aunque a mí al menos me convence.

Pero como tú, las seguiré viendo, obvio ;P

Saludicos.