jueves, 9 de diciembre de 2010

Las piedras en el camino

(OjO. Si no sabes quién es el TS-19 y 
quién no ha logrado escapar del CDC, no sigas leyendo.
- spoilers de la primera temporada de The Walking Dead-)


The Walking Dead ha llegado a su fin.¿Ya? Sí, su corta primera temporada ha finalizado dejandome un sabor agridulce. Hace menos de dos meses se estrenaba el que para muchos era la serie más esperada. Vaya por delante que no he leído las novelas gráficas así que al no leerlas, la serie debe mostrarnos cosas suficientes como para amar la historia y no dejar cabos sueltos como en algún punto parece que ha sido, al margen de otras licencias que sí que podemos permitir como de dónde sacan toda la gasolina, por ejemplo.


La serie comenzó con un muy bien piloto que destacó especialmente  por el apartado visual, ya que en los momentos de diálogo flojearon un poco. Esta misma premisa se ha ido repitiendo a lo largo de sus seis capítulos. En cuanto a la fotografía que sigue tratada con ese colorido tan dramático, sigue siendo muy cuidada. Esas imágenes de calles vacías, los enfoques de los zombies, las cuidadas escenas consiguen lograr una esfera de desesperación que traspasa la pantalla. Ello también se consigue con una buena banda sonora y las coreografías de los momentos de acción. Sin embargo, todo lo demás - los personajes- y que es lo más importante no me llegó a impactar tanto. Sigo sin entender porque quieren vendernos que es una serie de personajes, cosa que odio encarecidamente. Es una serie de personajes con zombies, dicen.  Todas las series son de personajes, son ellos los que sustentan la serie cual pilares de un edificio, mientras que las tramas serían las paredes, por lo tanto si éstos no están bien construídos, el edificio puede venirse abajo. He aquí el gran fallo que le he visto a la serie ya que los personajes de The Walking Dead han estado algo, por no decir mucho, desdibujados. Para lograr entender porque cada uno decide luchar o morir, el verdadero motor de la serie, es necesario saber qué motivos les mueve a cada uno de ellos. En este punto, los que mejor fueron descritos fueron Andrea y Dale. Mientras para una, la muerte de su hermana el día de su cumpleaños hace que pierda todas las fuerzas por vivir, para otro, la existencia de las dos hermanas es lo que hace aferrarse a la vida. Sin embargo, nada sabemos de por qué Jacqui quiere morir (más allá de que es muy religiosa) o T-Dog de querer vivir -o luchar-. Si la serie brilla en los momentos de silencio, llegando a ser todo un espectáculo visual, no es así cuando los personajes interactúan en que las relaciones parecen vacías y sin contenido cuando tal situación de desasosiego y desesperación debería hacerles entablar relaciones más profundas pero a nadie parece importarle la muerte de Jacqui o que la familia Morales decidiese quedarse en la explanada.  También puede ser que el problema sea mío y que no haya conseguido empatizar con ellos.

Otro de los errores que sacó a la palestra es la coherencia de los capítulos no sólo en lo que se refiere  los capítulos en sí , sino también en cuanto a las historias que cuentan. En relación a  lo primero, nos regalaron un muy buen primer capítulo, incluso un segundo, de ahí fueron bajando el nivel llegando al aburrimiento emáximo en el capítulo quinto, mientras que el resto fueron aceptables. En cuanto a las historias que nos cuentan en cada uno de los episodios,  tampoco han querido profundizar y dar más continuidad - ¿dónde está  Merle?- y  han explotado poco las oportunidades para dar respuesta a muchos enigmas. En el último capítulo, por ejemplo, me da igual saber cuánto tardan  los humanos en convertirse en zombies, quiero saber cómo se inició el brote. Además los personajes llegaron y se fueron de un golpe desaprovechando una oportunidad fantástica para poder explorar todo aquello que dicen que es la serie: mostrar cómo reaccionan los personajes ante situaciones extremas ya que no profundizaron en las motivaciones de los personajes como ya he comentado.

La serie se despidió con un cliffhanger no muy impactante. ¿Qué le ha dicho Jenner a Rick? Sabiendo que se quieren alejar cada vez más de la novela gráfica  - si quieres saberlo  según el comic, * parece ser que la respuesta tiene relación con la muestra de sangre de Lori * según leí en una review y por tanto me lo spoilearon- y que hay rumores sobre si se quedan o se van los guionistas, el cuerpo que al final se quede será el que definitivamente decida si es eso u otra cosa en función de hacia donde quieren llevar la serie. Para ello tendrán mucho tiempo para pensar ya que hasta octubre de 2011 la segunda temporada no verá la luz.

Tras seis capítulos, puedo repetir lo mismo que dije con el piloto. Es convincente y llena de promesas para convertirse en una gran serie. Pero de momento, aún no lo ha conseguido. No nos engañemos, las piedras que tienen son muy importanes y no me sirve la excusa de que es una temporada introductoria. Una temporada tiene que ser completa y saber apartar esas piedras. Le queda mucha camino aún, aunque las bases son buenas.



4 comentarios:

satrian dijo...

Me parece que lo del susurro va por donde te spoilearon, Merle no se ha perdido ya lo verás.
Y completamente de acuerdo con lo de los personajes, pero creo que es más fruto de los pocos episodios y la velocidad con la que se creó todo, que culpa de los guionistas, espero que la próxima temporada esto mejore. Quizás por esto la season finale no ha sido tan emocionante y emotiva como debiera.
Pero en general ha sido una buena primera temporada.

Nahum dijo...

Quizá con más capítulos podrían haber trabajado mejor las motivaciones de los personajes. Pero yo sí creo que Rick, por ejemplo, está bien conseguido. Muy humano. Incluso Jenner me gustó también, aparte de los que dos que destacas.

P.D. Me gusta esa forma de blanquear los espoilers...

fon_lost dijo...

Su principal problema ha sido la brevedad de la temporada. Seis episodios no son suficientes para presentarnos a todos los personajes. Yo he echado en falta más momentos de zombies/terror, pero la verdad es que la valoración general es muy positiva.

Laytaine dijo...

Yo creo, que ha sido un auténtico tostón con muy buena fotografía y con la única baza de lo visual.
No se empatiza con los personajes, no entiendes motivaciones... vamos, que muchas veces ves escenas que técnicamente quieren conmover pero lo que provocan es un sopor absoluto.

El primer capítulo, me gustó.. sobre todo por la historia que te presentaban (la del negrito y su hijo) y porque era curioso ver al protagonista sin saber muy bien que pasaba..
Pero los siguientes fueron cayendo y cayendo y cayendo.. hasta un auténtico aburrimiento.

He dicho.